Cien millones de personas se verán afectadas por la desaparición del Triángulo de Coral este siglo

Publicado en por B.A.I.

Si el mundo no actúa urgentemente contra el cambio climático, los arrecifes del Triángulo de Coral (Indonesia) desaparecerán a finales de siglo. Según WWF, la pérdida de este ecosistema marino también afectará gravemente a 100 millones de personas, que verán cómo se reduce la disponibilidad de alimentos procedentes de los recursos pesqueros.



WWF ha presentado, durante la Conferencia Mundial sobre los Océanos celebrada en Manado, Indonesia, un informe ambiental, económico y social sobre el futuro de Triángulo de Coral. Según la organización, sólo una acción efectiva contra el cambio climático y contra los problemas derivados de la sobrepesca y la contaminación evitaría una catástrofe.


El documento de WWF, “El Triángulo de Coral y el Cambio Climático: Ecosistemas, Población y Sociedades en riesgo”, analiza más de 300 estudios científicos, e incluye el trabajo de más de 20 expertos en biología, economía y pesca. Esta publicación presenta dos posibles escenarios de futuro en este siglo para el medio marino más rico del mundo: las costas, los arrecifes de coral y los mares de seis países (Indonesia, Filipinas, Malasia, Papua Nueva Guinea, Las Islas Solomon y Timor Este).

El Triángulo de Coral, que representa únicamente el 1% de la superficie de la Tierra, incluye el 30% de los arrecifes del planeta, el 76% de las especies que construyen los corales y más del 35% de los seres vivos que dependen de estos ecosistemas marinos. También es soporte para la vida de más de 100 millones de personas y área de reproducción para especies de importancia económica, como el atún

El primer escenario del informe muestra una continuidad con la trayectoria climática actual, donde se hace muy poco para proteger las zonas costeras de las amenazas a las que se enfrentan. En este caso, WWF prevé la destrucción de los tesoros biológicos del Triángulo de Coral este siglo debido a los rápidos incrementos de la temperatura del océano, la acidez y la subida del nivel del mar, así como al deterioro de las costas por una gestión deficiente. Se produciría, asimismo, un aumento de la pobreza, mayor escasez de alimentos, un deterioro económico y posibles migraciones de la costa a las áreas urbanas y hacia los países desarrollados vecinos como Australia y Nueva Zelanda.

Sin embargo, el informe también muestra que hay una oportunidad para evitar que se produzca el peor escenario posible en la región y hacer del Triángulo de Coral una zona sólida y resistente, donde se mantengan el crecimiento económico, la seguridad alimenticia y el medio natural.

La lucha contra el cambio climático en el Triángulo de Coral es un reto que se puede abordar con medidas regionales encaminadas a reducir la presión sobre el medio ambiente. De este modo, se lograría solucionar los problemas causados por la sobrepesca, la contaminación, la mala calidad del agua en las costas y los peligros que entraña todo esto para la salud. Además, esta gestión efectiva de los recursos pesqueros permitiría proteger los manglares y las praderas marinas.

Si bien, incluso considerando el mejor escenario, las comunidades registrarán una pérdida de coral, un aumento del nivel del mar, un incremento de las tormentas y de las sequías extremas y una reducción de la disponibilidad de alimentos procedentes de los recursos pesqueros de la costa. Sin embargo, una diferencia clave con el otro supuesto es que las poblaciones no se verán muy afectadas y serán más resistentes a todos estos problemas.

Según Mar Asunción, Responsable del Programa de Cambio Climático de WWF España, “La relación entre la sociedad y el mar en el Triángulo de Coral está extremamente amenazada por los rápidos efectos del cambio climático, y por el aumento de las presiones regionales y locales sobre el medio ambiente”.

WWF considera que los líderes mundiales deben apoyar a los países del Triángulo de Coral en su esfuerzo por proteger a sus comunidades más vulnerables de la subida del nivel del mar, así como de la pérdida de alimentos y formas de vida, reforzando la gestión de los recursos marinos. Por último, señala que esta mejora sólo se logrará alcanzando un acuerdo sólido de reducción de gases de efecto invernadero en la Conferencia de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático, que tendrá lugar en Copenhague en diciembre este año.

Fuente

WWF

Para estar informado de los últimos artículos, suscríbase:

Comentar este post